Bromances II

Volvemos poco a poco a la «normalidad» con un post dedicado a los Bromances tras la semana trepidante del Orgullo Friki.
Sí, ya escribimos un post sobre el tema, porque originariamente queríamos hablaros de más parejas brománticas, pero el post se nos hacía muy largo, así que retomamos ahora. Para los que no sabéis a qué se refiere el término, leed el post anterior antes de seguir, titulado Bromances.

Si el diccionario pusiera como ejemplo una pareja bromántica, esta sería la formada por Turke y J.D. de la televisiva Scrubs, cuyos personajes, además de estar haciendo el imbécil todo el día, no pueden vivir el uno sin el otro.

En este recopilatorio se pueden ver algunas de sus escenas brománticas,
ambiguas y divertidas.

 Ellos saben que su hiper-edulcorada relación, puede ser malinterpretada, por eso no dudan en crear una canción «amor de tíos» para «dejar claro» que lo suyo es algo muy viril y nada homosexual.

La televisión ha dado muuuchas parejas brománticas, más de las que pensáis: Lenny y Carl de los Simpsons, compartiendo trabajo y tiempo libre; Danny y Joey de Padres Forzosos compartiendo labores domésticas,  Chandler y Joey de Friends compartiendo pollo y pato; o la amistad desde muy pequeños de Corey y Shawn en Yo y el Mundo.
Son parejas muy equilibradas, porque también existe otro tipo de parejas bromántica: la que uno da más que otro (sin dobles sentidos, queremos decir) La más potente en este sentido es la de Sherlock y Watson, que en la versión de la BBC Sherlock, protagonizada por Benedict Cumberbatch y Martin Freeman, llega a su máximo esplendor. De la misma manera el Dr House y Wilson siguen el mismo patrón que Sherlock y por lo tanto el mismo tipo de Bromance.

Pasamos a más parejas brománticas, esta vez en la vida real. Un par de ejemplos en el que, debido a que han compartido papeles coprotagonistas en una película, el buen rollo, el hacer de superhéroes, o que el roce hace el cariño, váyase usted a saber, sobrepasen la línea de la amistad y hace que sean los nuevos bromances de moda, sintiéndolo por Matt Damon y Ben Affleck, pioneros en los bromances hollywoodienses. Estas nuevas parejas son, ni más ni menos que Fassbender- McAvoy (X-Men) y Hiddleston-Hemsworth (Thor/Avengers).

Ambas parejas tienen en común, además de su buena relación: múltiples imágenes en la web demostrándose afecto, tumblrs dedicados a su relación, dibujos y fan art haciendo todo tipo de cosas eróticas más o menos explícitas. Si sóis muy delicados poneros el filtro de google a tope, porque podéis traumatizaros. Como este blog es para todo los públicos os ponemos solo las imágenes picaronas-sugerentes, que ellos han creado, porque muchas veces son ellos mismos los que alimentan esas fantasías de l@s fans. McAvoy (Xavier) y Fassbender (Magneto) lo saben y  no pierden la ocasión para hacerse miraditas, llamarse «cariño» y demás. Como dirían las Ladyboners: «Ovaries explosion» en 3… 2…1… ¡PUM!

Esas miraditas cómplices...
Esas miraditas cómplices… ¡ay omá!

Saben que ser ambiguos es gracioso y lo explotan al máximo. Otros que no dudan en demostrar su admiración mutua son Chris Hemsworth (Thor) y Tom Hiddleston (Loki), son algo más comedidos que los anteriores, pero no dudan en calzarse una camiseta demostrando el cariño que tienen por su pareja bromántica, y se deshacen en elogios el uno con el otro.

Seguro que el futuro nos depara más parejas del estilo, que ya no se lleva eso de darse la mano; los colegas ahora se abrazan, se demuestran la admiración mutua  y no tienen reparos en decir «quiero a mi colega». ¡Viva la amistad, viva los bromances!

Imagen recogida de daylol
Imagen recogida de daylol. Camiseta con «Quiero a Chris Hemsworth/Tom Hiddleston ¡supéralo!»

 

Deja un comentario

veinte − ocho =